miércoles, 28 de diciembre de 2011

THE DARKEST CHOCOLATE CAKE EVER, NAVIDEÑO Y CUMPLEAÑERO

 Por todos es sabido que la reina de los bundt cake es Bea de El Rincón de Bea, nunca había hecho ninguno y un día buscando por casualidad un molde me encontré con uno, que hacía años que tenía y que no sabía que era un molde de bundt. Ya hacía tiempo que quería hacer uno, y puesto que el molde ya lo tenía (aunque tengo que decir que muy bonito no es) y que hoy es el cumple de mi peque, me decidí por fin. Días atrás le dije a Bea que de todos los que ella había hecho me recomendara uno, y sin dudarlo me recomendó éste,  THE DARKEST CHOCOLATE CAKE EVER. 
Como siempre que he hecho alguna de sus recetas el resultado ha sido magnífico, no tenía ninguna duda de que en ésta ocasión también sería así. Y efectivamente, ha resultado delicioso, y eso que a última hora me ha dicho que mañana estaría aún mejor, pero eso ya no lo voy a poder comprobar. Para la próxima vez lo haré el día de antes, a ver si es verdad que está más bueno de un día para otro.
Como he dicho antes, hoy es el cumpleaños de mi hijo pequeño, hace 7 añitos, y como aún estamos en navidad, me ha apetecido ponerle unas decoraciones navideñas por darle un poco de alegría. Supongo que muchas de vosotras lo habréis probado, las que no, os lo recomiendo fervientemente. Si quereís la receta sólo teneis que pinchar aquí 

Feliz entrada de año para todas y todos. Y felicidades a mi peque.


lunes, 5 de diciembre de 2011

Lubina al horno, patatas enmascaradas y salsa de rustido


No soporto las lubinas y las doradas de piscifactoría, ese olor que desprenden al cocerse me revuelve las entrañas, pero claro, cuando hablamos del las salvajes, la cosa cambia, y mucho. La de la foto es media lubina, imaginaos como era entera, casi me come, jeje. En fin, a lo que vamos, éste es un plato sin ninguna complicación y con un resultado soprendente. La salsa del rustido con el pescado queda espectacular, y las patatas con botifarra negra quedan buenísimas.

Ingredientes:
  • 1 lubina de 900-1.000 gr aprox.
  • 3 dientes de ajo laminados
  • 75 cc de aceite de oliva
  • sal y pimienta
  • 500 gr de patatas con piel
  • 300 gr de cebolla laminada
  • 100 gr de botifarra negra ( se puede sustituir por morcilla)
  • cebollino
  • sal y pimienta
Salsa de rustido:
  • 1 carcasa de pollo cortada en trozos pequeños
  • 1 cebolla
  • 3 dientes de ajo
  • 2 tomates rojos
  • 1 ramito de hierbas aromáticas ( yo puse, tomillo y salvia fresca con laurel)
  • 100 cc de vino blanco
  • 1 cucharadita de azúcar
  • sal y pimienta
  • 1 l. de agua
Preparación:
Rustir los huesos, añadir las verduras y darles color, desglasar con el vino y, una vez reducido, incorporar las hierbas y el azúcar, condimentar, añadir el agua y cocer lentamente 1 hora y media. Colar, desgrasar y reducir a 200cc; comprovar de sal y la densidad de la salsa y reservar.

Descamar el pescado, retirar la cabeza, la espina central y las espinas dejándolo unido por la cola, condimentar, devolverle la forma y pasarlo a una bandeja de horno previamente forrada con papel. Calentar el aceite y los ajos y, cuando tengan un poco de color, echar la mitad encima del pescado, darle la vuelta y echar la otra mitad. Hornear a 160º durante 12-15m dependiendo del grosor. Retirar del horno y dejar enfriar en la bandeja.

Cocer las patatas con piel con agua y sal. Poner un poco de aceite en una sartén y confitar la cebolla; añadir la botifarra cortada a taquitos y sin piel, saltear un poco e incorporar las patatas cortadas irregularmente y el cebollino, mantener todo junto unos minutos al fuego, retirar y reservar.

Poner un fondo de salsa en una bandeja de servir, colocar el pescado encima, aliñarlo con un poco de salsa y las patatas en forma de quenelles alrededor. Calentar al horno a temperatura suave y servir con el resto de la salsa caliente a parte.

Fuente: Escola de cuina Gormand